Carillas dentales

Las carillas de composite o de porcelana representan la forma más sencilla y rápida para corregir las imperfecciones de los dientes y conseguir una sonrisa bonita.

¿En qué consiste las carillas?

Las carillas (de composite o de porcelana) son finas placas que cubren solamente la parte visible del diente. De esta forma, se modifica el tamaño, color y forma de los dientes, con el objetivo de conseguir una sonrisa armónica y estética. Es la solución elegida por muchas celebridades.

Una sonrisa rediseñada

Sin tener que recurir a un tratamiento costoso y largo, las carillas ofrecen la posibilidad de rediseñar por completo la sonrisa del paciente. Tu dentista diseña las carillas para que se adapten a tu sonrisa.

A quien recomendamos las carillas

Las carillas se pueden aplicar en muchas ocasiones: alargamiento de los incisivos, malposiciones, fracturas dentales, tetraciclina, malformaciones, dientes conoides, con empastes o con caries, espacio entre los dientes, forma anómala, dientes desgastados, pigmentados o con pérdida de esmalte, etc.

Preguntas frecuentes

¿Son mejores las carillas de porcelana o de composite?

Según los casos, preferimos aplicar un tipo u otro. Sin embargo, considero que los resultados conseguidos con las carillas de porcelana son superiores, tanto a nivel estético y de durabilidad. Recomiendo las de composite sobre todo a los pacientes que aprietan los dientes (bruxismo) y a los adolescantes pues la linea de la encía se desplaza al madurar.

¿Cuanto duran las carillas?

Trás su colocación, las carillas de composite precisan de un mantenimiento anual. Se estima una duración mínima de 5 años trás los cuales es necesario un tratamiento de regeneración. Las carillas de porcelana a cambio tienen una duración estética mayor (de 10 a 15 años).

Preguntas frecuentes

Todas las respuestas sobre el tratamiento de Carillas están disponibles en la página: 20 preguntas sobre tratamiento de Carillas.